16 de enero de 2012

La esquela



Paraba todos los días en el kiosko. Era muy mayor y caminaba encorvado y ayudándose con un bastón de caña. Se acercaba al mostrador y le pagaba al kioskero religiosamente el periódico. Se colocaba sus gafas y acercaba la portada a sus ojos. Ceremoniosamente volvía a dejar el diario en su misma pila. Nunca se lo llevaba.

Mariano, así se llamaba el del puesto, intrigado, en una ocasión le pregunta por tan extraño proceder
-¿Como es que usted me paga el peródico  y nunca se lo lleva para leer?
-Es que solo me interesan las esquelas.
-Pero es que las esquelas van dentro, en las páginas interiores y usted es que ni abre el periódico.
-Ya. Es que en este caso la esquela irá en primera página.

Pues eso. No sé porque hoy me he acordado de esta vieja historia. Misterios. Lo mismo me está pasando con el recuerdo de palabras como: Grimau, Ruano, Vitoria, Montejurra, diario Madrid, Movimiento Nacional, Matesa...Que cosas tiene la memoria.
Publicar un comentario
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...